Diócesis Mocoa - Sibundoy Iglesia en Marcha

Madre del Buen Pastor con resplandor

   

Galería

Galería

Píldora del Alma

 

"Que la Virgen María, Madre y Reina del Carmelo, acompañe vuestros pasos en el camino cotidiano hacia el Monte de Dios".

 

Papa Francisco

 

Iniciamos la Semana Santa, la Semana Mayor decimos, ojalá que sea en verdad, la Semana Mayor en la que dediquemos a meditar y vivir el misterio de la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesús; el misterio de nuestra Salvación. 
 
Iniciamos con la celebración del Domingo de Ramos, en la que conmemoramos la entrada triunfal de Jesús a Jerusalén. Entremos con Jesús a Jerusalén, al lugar de la Pasión, el lugar de la cruz y con Él entreguemos vidas al Padre como ofrenda por nuestros pecados y los de tantos hombres y mujeres que no invocan el perdón de Dios. Entrar a Jerusalén es en primer lugar disponerme a vivir esta Semana Santa con el mayor fervor, devoción, arrepentimiento y deseo de conversión, participar de las celebraciones litúrgicas con todo el amor, meditando en verdad el gran acontecimiento redentor que se realizó en Cristo Jesús.

 

 Con gran regocijo el presbiterio y la feligresía de nuestra Diócesis se dieron cita a las diez de la mañana del jueves 17 de marzo, en la Iglesia Catedral San Miguel Arcángel de Mocoa para celebrar unidos la Misa Crismal.

 

 

 

 

 

 

 

 

  

 

 

Te invitamos a consultar las siguientes herramientas pedagógicas, que te ayudarán a vivir la cuaresma para este año. Cinco talleres de cuaresma para realizar en cada semana, que nos invitan a la reflexión y a la puesta en práctica de la misericordia desde nuestra realidad:

 

  1. 1. Una mirada hacia la relación consigo mismo.
  2. 2. Una mirada hacia mi relación con Dios.
  3. 3. Una mirada hacia la relación con la creación.
  4. 4. Una mirada hacia la relación con la familia.
  5. 5. Una mirada hacia la relación con los otros.

 

   Descargar

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

«'Misericordia quiero y no sacrificio' (Mt 9,13).

Las obras de misericordia en el camino jubilar»

 

maxresdefault1. María, icono de una Iglesia que evangeliza porque es evangelizada

En la Bula de convocación del Jubileo invité a que «la Cuaresma de este Año Jubilar sea vivida con mayor intensidad, como momento fuerte para celebrar y experimentar la misericordia de Dios» (Misericordiae vultus, 17). Con la invitación a escuchar la Palabra de Dios y a participar en la iniciativa «24 horas para el Señor»

 

 

DiosMisericordioso Queridos hermanos y hermanas, ¡buenos días!

 

Hoy iniciamos las catequesis sobre la misericordia según la perspectiva bíblica, para aprender sobre la misericordia al escuchar aquello que Dios mismo nos enseña con su Palabra. Iniciamos por el Antiguo Testamento, que nos prepara y nos conduce a la revelación plena de Jesucristo, en el cual se realiza la revelación de la misericordia del Padre.

 

1) Escuchar la Palabra de Dios y participar en la iniciativa ’24 horas para el Señor': Con esta invitación, Francisco propone “hacer hincapié en la primacía de la escucha orante de la Palabra, especialmente de la palabra profética. La misericordia de Dios, en efecto, es un anuncio al mundo: pero cada cristiano está llamado a experimentar en primera persona ese anuncio”.

 

 

 

DSC 0783

En Celebración presidida por Monseñor Iván Antonio Marín López, el domingo 13 de diciembre en la Iglesia Catedral San Miguel Arcángel de Mocoa, se dio apertura al jubileo de la misericordia en nuestra Diócesis de Mocoa-Sibundoy, en la cual en palabras del Santo Padre Francisco se nos invita a que «Aprovechemos este momento que viene y crucemos el umbral de esta misericordia de Dios que nunca se cansa de perdonar».